Inicio Edición 2010 Fotos Reseña histórica Como llegar Hospedaje Contactos
  Volverr Reseña histórica


Resulta difícil analizar o tratar de definir qué es el Festival Nacional del Chamamé.

   Una fría calificación periodística afirmaría que se trata de un evento de gran envergadura en lo cultural, turístico y quizás social, que ha permitido a la Ciudad de Federal, lograr una trascendencia muy grande.

   Algunos escritores - como Víctor Adolfo Seri -, lo califican como “Un gran
generador de afectos”, ya que su realización ha revalorizado términos como “amistad”, “terruño”, “pariente”, etc.; sumadas a un cúmulo de sensaciones y emociones motivadas por un incontenible sentimiento colectivo.

   Es decir, participar o compartir el Festival del Chamamé, es mas que ver un monumental espectáculo musical o liberar el espíritu a través de un sapucay, que muchas veces resume mas que mil palabras.

    Seguramente la manera más fácil o simple de definirlo, para quién todavía no lo conoce, será invitarlo a concurrir.

La frase de promoción lo resume muy bien: “Cada febrero, tome su carpa y venga a Federal”, aquí todo es sencillo, muy simple y comarcano, pero se rinde culto a Dios y a la amistad.
      

ISACO  ABITBOL

El  desaparecido¨Patriarca del chamamé¨ fue una de las grandes figuras que engalanó el escenario de Federal en varias ediciones. 
En su memoria, el gigantesco quincho levantado dentro del predio ¨Francísco  Ramírez¨  lleva  su nombre.
Las dos últimas actuaciones del "maestro¨ en Federal, las realizó integrando el ¨Trío Pancho  Cué ¨  junto a otras dos glorias del  chamamé: Rubén Miño y Antonio Niz. Autor de temas inolvidables del cancionero guaraní,  como ¨La Calandria", "La Topada"
.


Quincho que llevó su nombre
QUINCHO “ISACO ABITBOL” CON SUS IMPONENTES 100
MTS. DE LARGO POR 40 MTS. DE ANCHO CONSTRUIDO EN
EL PREDIO DEL ANFITEATRO CON LA FINALIDAD DE QUE EN CASO DE LLUVIA, EL FESTIVAL NO SE SUSPENDA Y SE REALICE BAJO SU TECHO
(Hace unos años fue destruido por un incendio)


  CACHENCHO FEDERAL
             
     De logo a leyenda
     “En lugar de un corazón
      te late una verdulera”

  Muy pocas veces se debe dar,  en la  historia de los festivales, que la misma gente del lugar transforme una caricatura, en un personaje de leyenda. Esto, ha ocurrido con CACHENCHO.

 Nacido de la inspiración del dibujante Abel Insaurralde, cuando el Festival del Chamamé era un hermoso sueño, apareció como logo, impreso en un ángulo del bono de ingreso al Festival.

 Esa cabeza de gauchito narigón, con “pucho” en la boca y sombrero ala corta “hecha pa’ tras” , acompañó durante cinco ediciones al Festival, como logo en la papelería del mismo. Hasta que llegó el  6to. Festival ( ya provincial ), y un muñeco del tamaño de un hombre; bombacha bataraza, camisa colorada, alpargatas con bigotes... y una verdulera aparecen sobre el escenario “Ernesto Montiel”, tocando ( mediante movimientos mecánicos )  un  chamamé.
 Esa misma noche fue bautizado: “CACHENCHO” sin conocerse hasta el día de hoy quien fue el autor del nombre.

 “ Un   pueblo   te   ha   puesto   nombre,  y   te
 prestó  su  apellido;   ¡Oh!   “CACHENCHO”   
 FEDERAL,  que  suerte  tenés  chamigo”.

A partir de allí, nace una leyenda que tiene que ver con el folklore lugareño. Poetas y músicos dedicaron a este personaje su inspiración, tal como Edgar Estigarribia, Julio Gutiérrez, Changuito Medina y tantos otros que, acompañando el cariño de  un pueblo, han transformado a  CACHENCHO.
 

Y yendonos hacia atras...

   ¿ Existe un antes y después del Festival del
Chamamé para Federal ?.
    Quienes dieron el puntapié inicial, jamás se imaginaron la trascendencia, que a través de los años podía tomar esta festividad.

  ¿Qué significa esto?, que a pesar que algunos años ha debido suspender algunas jornadas, el Festival no ha dejado de crecer y hacer aportes de elementos que ya son parte de la vida cotidiana de la  ciudad.

  ¿Qué le parece hacernos un viaje a través del tiempo y nos vamos a 1.975?. ¿Era capaz Federal de producir hechos trascendentales?.

  Tres años antes lo había demostrado 15/09/72

Cabalmente propiciando la creación de su propio Departamento. 1.976 fue un año plagado de festivales en todo el territorio de la Provincia: Chajarí comenzaba a caminar el suyo hacía un par de años; Villaguay y su “Encuentro Entrerriano” VI Edición, clasificaba gente de Federal para representar  a Entre Ríos en Cosquín “ Las Voces de Montiel”,  La  Paz tenía  el suyo con las grandes  figuras ,   y   en   todos  ellos,   gente   de Federal participando.

   Llega noviembre y con  él,  el mágico embrujo    de esa vieja “cordiona” con voz curuzucuateña de Tarragó a Colonia Federal y el destino que puso en esa bailanta a René Mazuco, “Chirino” Insaurralde, el “aleman” Weitemeier, entre otros y allí se tiro el nombre: Chamamé, y porque no en Federal? . Lo demás es historia conocida, o casi conocida; la Municipalidad da el sí y se pone en marcha el “Primer Festival del Chamamé del Norte Entrerriano”.
   Moría ese año; la prensa nacional y la opinión pública estaba pendiente del agonizante gobierno de Isabel Perón; la noche del 5 de diciembre, la noticia suena como un latigazo en los oídos de
los, por aquel entonces, pocos chamameceros:  Había dejado  de  existir  el  “Señor Acordeón”  Don Ernesto Montiel. Federal toma su música como bandera y a partir de ese momento el escenario, modesto en su estructura, pero imponente en su espíritu pasó a llevar su nombre
y por allí desfilaron, entre otros, don Mario Millán Medina, Tarragó Ros, Linarez Cardozo, Raúl Barboza, Los Hermanos Gigene... Así comenzaba la historia.

          Vieja edición del Festival del Chamamé


Así le cantan los poetas a nuestro  Festival Nacional del Chamamè

Chamamé…
Grito en la sangre caliente
Del hombre sufrido del Gran Litoral.
Chamamé…
Queja de amor y de pena
Que intenta en el canto su escape triunfal
Chamamé…
Música espesa y candente,
Pasión de “cordiona”, guitarra inmortal …
Chamamé…
Víbora artera y ladina
Que suelta en el baile el veneno carnal.
Chamamé …
Sueñor de vino y de caña,
Bailantas de fiebre, payé viscera.
Chamamé … Todo tu mágico embrujo
Echó sus raíces, aquí en Federal.

 
                             

 

 

Víctor Adolfo Seri    

Bailarín del festival

Hay que verlo en la bailanta cuando llega el festival luciendo pilchas paisanas y una sonrisa triunfal, sombrero negro ala ancha, pañuelo rojo punzó, bombacha azul desplegada y un par de botas marrón.

Cuando regrese a la estancia
Pensando siempre en volver
Recordará en fogoneadas
La fiesta del chamamé.
Quién te quita lo bailado
“bailarín del Festival”
si vos sos como Cachencho
bandera de Federal.

Y cuando estremece el aire la acordeona en chamamé.
Se entrega al placer del baile
Como envuelto en su payé.
Hijo de arisca campaña, hombre recio del Montiel
Se escapa el vino en la danza
Por el sudor de su piel.

                       Letra:  Víctor Adolfo Seri
                       Música: Roberto Romani




Festival Nacional del Chamamé Edición 38ª
Federal Entre Ríos | Todos los derechos reservados